8 Mar, 2017

cierto olor a pino quemao

Las Fallas de Valencia, la noche de San Juan y el verano más caliente desde la extinción de los dinosaurios se acercan para que los enamorados quemen sus anillos ya que las hipotecas no van a poder habitarlas porque no se puede construir. Se manda a 1 que no tenga ni idea de árboles, como mucho de números de muertos exageraos o economista Calvo por si le escalabran de un piñazo los de los pueblos que son mu brutos que cuente hasta los arbustos, los retoños y los bonsais, hala, y que le hayan publicado un libro aunque de geografía sepa menos o lo suficiente para ser capaz él sólo y para ahorrar gastos de llegar en coche al pueblo que se le indique, enterarse del mote personal mejor y si no del familiar del promotor de hipotecas, que los de los pueblos tien mote todos, que huelva como los de Lepe que nunca salen y cuente lo que se le ocurra, bien hablaos, pero el mote en el titular; el vendedor de publicidad vestío del frac sa cruzao con el informaor y hala, a cobrar por el anuncio en el suplemento hîpôtêcârîô del periódico y si no a rajar contra el del mote que esos no pueden ni defenderse si no es manipulando a sus trabajadores con la amenaza del paro, si hay algún constructor o arquitecto a la cárcel con él y el abogado, que tendrá algún sobrino que la salío estudioso entretenío. ¿Y lo caro que está el papel hay derecho? ¿que de dónde sale el papel? pues de los cascotes, reciclando las tierras y los escombros que sacan de los túneles y de los derribos de fábricas que son buenos fertilizantes de los árboles y del campo donde caen. Da igual que los pinos resineros sean malos para muebles y buenos para la construcción, aunque mejor el hormigón para las hipotecas que los árboles están para dar sombra a los museos de cuadros robados por los nazis que siguen siendo un pozo sin fondo de € y además sus dueños cierran fábricas y despiden trabajadoras y trabajadores para hacer hipotecas en los solares o son dueños del equipo de furbo más renombrao, total si los chalés entre pinares historiaos sólo los pueden hîpôtêcâr jóvenes prejubilaos de entes estatales que no han dao nunca palo al agua y han estao cobrando una pastizara por no trabajar nada, tampoco en la competencia, el colmo de la jerarquía bien montá. El Escorial, ejemplo histórico y presente de urbanismo pensado no por pero sí para el servicio y disfrute del pueblo llano al pie del monte Abantos enseña, el monte Abantos entretiene, el monte Abantos dice hasta el verano que viene al otro lado de la sierra de Las Navas. Pino de reserva que acaba de empezar su viaje a las nubes, pendiente de micorrizar con restos arenosos y desechos de Lactarius deliciosus Fries 1821, níscalos y Lepista nuda, seta pie azul. Los abusos son malos, llovío en agosto y he vuelto por los dominios no virtuales pero compartios hasta que lleguen las retroexcavadoras. También me gustaría pagar 1 hîpôtêcâ de los chalés con parcela en Las Navas, mejor más hipotecas para abaratar los chalés y el hotel para ir a verlos que los campos de golf o dejarlos para lo último por si hace falta otro cementerio en Las Navas porque los pinos negros, molinos de viento, panaderías, fruterías, pinos productores plantados y reproducidos por su cuenta, los mejores por las cuestas más escarpadas y entre los pedruscos que ni les han podido recoger la resina que además ya no se recoge, parece que vale con la silicona, derivado del petróleo que es lo que sobra y está barato, Unión Resinera vendió sus plantaciones de no más de 60 años de antiguedad y los terrenos al ayuntamiento de Las Navas y a la Junta de Castilla Leon el año 2000, los propietarios reales ante los que se pretenden imponer los que protegen la vida salvaje junto a las carreteras y los tendidos eléctricos de los trenes frecuentes donde van a morir los carroñeros que buscan comida fácil, vaya misterio. Las Navas también fue triste noticia, aunque afortunadamente breve el verano del humo gallego y sólo cabe desear que la Junta de Castilla Leon extienda y haga cumplir rigurosamente la prohibición de entrar en los bosques y en los campos en lo más torrido del verano que se cuece, que arde como el monte Abantos hace unos pocos años al otro lado de la sierra. Los árboles, también los pinos viven su propia vida, nacen, crecen, los piñones que les caen para reproducirse y las setas que les crecen… para alimentarse y alimentarnos, especialmente los níscalos picantitos conocidos y pintados en los frescos de los prostíbulos de las ruinas volcánicas de Pompeya por los romanos, las Russulas que no pican y las que pican, de las otras las que se conozcan y esperar a su sombra con los brazos cruzados y la boina calada a que caiga una piña al suelo para pelarla con las manos sucias después de darle unos garrotazos sobre una piedra, qué divertido. Los pinos acaban adaptando el terreno de sus alrededores a su gusto, parecen disfrutar entre los pedruscos, sobre la arenisca, en las laderas más escarpadas y en la sucia compañía de las jaras de flores blancas o rosas, Cistus albidus y C. ladanifer, arbusto pringoso donde los haya, duro camuflaje como las zarzas pero sin espinas, con nudos duros junto a la base donde lo más fácil es pegarse un buen trompazo mejor con las ropas más gastadas que se tengan y botas tobilleras como las de los apicultores. Mientras otros creen que el motor del progreso son los anclajes de la lengua tradicional heredada contra sus propios mecanismos de conquista y el rancio derecho romano que mantiene los privilegios de la casta o clase instalada que se reproduce en el poder como una franquicia porque las fábricas se escombran para hacer hipotecas y al otro lado de la sierra una pradera alineada de pinos resineros abandonados para que la señorita o el señorito de paso en la poltrona se haga erigir una piscina aislada varios kilómetros a la redonda en lo alto del monte que les pete. Ah, la soledad en Miami o en lo alto de los riscos, si no la selva urbana para saciar los instintos de los dominantes sobre sus dominios y dominados, que para eso mandan. Los ecologistas se manifiestan que no construyan los sábados y para que hagan hipotecas baratas para todas y todos los domingos en la ciudad que en los pueblos los miran a ellos como bichos raros. Lo próximo un castillo, como los reyes feudales de antaño y si hay árboles como es para hacer un castillo de interés general pues se queman. En algunos pueblos y ciudades los ayuntamientos autodenominados de izquierdas protegieron lo que llamaban pomposamente casitas bajas en un entorno normalmente conocido como cascos viejos o zonas de copas, mejor cascos rotos, meaos y vomitonas, aunque poniéndolos al cuidado de sus dueños de los que se esperaba que organizaran concursos de patios cordobeses con el resultado de que los dueños simplemente dejaron caer de puro viejas e inhabitables las ruinas heredadas sin otro interés que el negocio de las nostalgia de algunos poquísimos y parece que de refugio de las aves y otros pájaros que gustan de las ruinas hasta que se levantó la restricción cuando empezaron a derrumbarse. Ahora sienten que necesitan cementerios vivientes como los que imponen a los de los pueblos confundiendo los árboles plantados recientemente para producir algo abandonado con los autóctonos que no se tocan. Mejor cerrar fábricas y hospitales y despidos masivos de trabajadoras y trabajadores y los lugareños de los pinares resineros abandonados todos vigilantes con escopetas de sal a sueldo para que no los quemen, hala, que se pudran entre los detritus de las jaras pringosas mientras esperan adormilados por si tienen que disparar contra algún fotógrafo de la naturaleza, como mucho les pagas la Seguridad Social que el fuego es incontrolable. El rasgo más característico del pino albar o silvestre, Pinus sylvestris Linnaeus originario del Sur de Francia es la textura y coloración de su corteza, delgada y de tono grisáceo primero, para pasar a un color asalmonado a medida que el tronco se aleja del suelo, llegando a ser de color salmón claro en el tercio superior. El aceite esencial que emana le dota de excelentes propiedades beneficiosas para la respiración en invierno mientras que la flor masculina, un pequeño cilindro alargado de color dorado de 1,5 centímetros produce grandes cantidades de polen que en abril llegan a teñir de amarillo el suelo. Para su efecto fluidificador de las secreciones bronquiales, facilitar la expectoración y carmar las infecciones respiratorias se recogen las yemas, para pastelería y como fruto seco, también para semillas sin otro efecto conocido que el que tiene sobre el paladar y reproducirse, se recogen los piñones que se consumen tostados o crudos junto a otros alimentos para condimentar salsas y dulces, con mucho poder alimenticio por otra parte. Una contradicción es un intento de ironía o juego de palabras contrarias sin gracia en el resultado o que no la hace de la misma forma que una imposición es una mentira en la boca de un tirano, un tiranillo o uno que se postula o se pretende. Los pinos también son parasitados por el muérdago, Viscum album cuyas bayas se comen algunas aves y los roedores de los campos, normalmente más pequeños. Con el muérdago de falsa leyenda se hacía una liga pegamentosa que se untaba a las ramas para cazar pajaritos que no eran capaces de despegarse, más prohibido todavía pelar sus huesitos que el humo. Cosas entretenidas para las prejubilaciones, ya se ve, mucho mejor cerrar una fábrica o un hospital y echar a la calle a miles de trabajadoras y trabajadares que talar unos cuantos pinos a lado de las vías electrificadas del tren para hacer una urbanización en un pueblo abandonado a la miseria de la producción de la que han vivido los últimos años totalmente abandonada a su cementerio. Total, si los muertos con títulos nobiliarios siguen forrando de € que no saben ni cómo derrochar a sus herederos, que para eso en sus peleas saturan los juzgados.

- Cuando era joven o el tiempo es oro | otra marea blanquiazul

Naranjas #elbarco hundido Coprinus comatus oda al aparato La palmera es bella sobres folio blanco disfraz de payaso diabólico, otro #debate Chinches de las conciencias el Leganés, club predilecto de Drácula

Deja una respuesta

Mensaje:

Categorías

Etiquetas

#España #graffiti #Madrid #podemos #streetart Aguirre Anonymous anónimo color comunicación corrupción el PP encuestas Errejón estafa estructura fraude Iglesias informática Internet izquierda jerarquía juego Julian Assange Leganés lenguaje Madoff mercado objeto operador pirámide policía programación PSOE Puigdemont Rajoy Rato red reglas sistema SITEL Spain tendencias tiempo trends

De to 1 poco

Dedicaos

Enlaces

Imagen

Internet

Palabra de

Categorías

RSS UPDATE db! #turismo viajes novedades